La Asociación Chilena de Líneas Aéreas se suma al programa Vuelo limpio como la primera organización asociada


Desde su lanzamiento a fines de 2021, Vuelo Limpio ha creado una red de colaboradores que han ido aportando al desarrollo y la consolidación del programa en pro de mejorar los niveles de eficiencia energética de la industria aérea en Chile.

Dentro del organigrama del programa piloto existen empresas asociadas. Una de las dos categorías es Socio Transportista, que corresponde a operadores aéreos que tienen como función entregar información sobre tráfico aéreo y combustible consumido e implementar proyectos energéticos que les permitan reducir el consumo de combustible. Así, con estos datos Vuelo Limpio podrá obtener una línea base de sus operaciones, indicadores de gestión energética y ambiental, como también las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) y comenzar a aplicar medidas de mitigación de emisiones. Con lo anterior, los operadores aéreos podrán obtener su certificación Vuelo + Limpio.

Por otro lado, la segunda categoría de miembros del programa corresponde a las Organizaciones Asociadas, que tienen como tarea aportar al programa desde sus distintas disciplinas, generando una red de colaboradores que tienen relevancia en la industria, y que cumplen un rol esencial en el impacto y alcance de Vuelo Limpio.

Es así como recientemente se sumó la primera organización asociada al piloto de aviación: la Asociación Chilena de Líneas Aéreas (ACHILA), cuya adhesión consiste en promover la identificación de oportunidades de ahorro de combustible desde las aerolíneas que forman parte de la Asociación, compartir buenas prácticas entre pares de la industria y colaborar en el desarrollo de proyectos piloto.

El Secretario General de ACHILA, Cristóbal Lea-Plaza señaló “El hecho de sumarnos a Vuelo Limpio representa una oportunidad para la industria aérea, no solo porque hemos venido adoptando hace muchos años políticas amigables con el medio ambiente tales como la reducción de basura y la incorporación de combustibles más sostenibles, sino también porque nos hemos puesto como meta ser una industria carbono neutral al año 2050 y eso requiere un esfuerzo mayor, tanto para las aerolíneas socias de ACHILA como para el Estado, con el objetivo de promover la generación de combustibles limpios para la aviación”.

El Programa Vuelo Limpio agradeció la incorporación de esta importante asociación del rubro para comenzar a trabajar en promover operaciones aéreas más sostenibles. Por ello, también invitó a otros operadores, organizaciones y académicos a sumarse a esta iniciativa y avanzar en la línea del transporte aéreo eficiente en Chile.

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.