Centro de información

Consumo de combustible de la aviación

 

De acuerdo al Balance Nacional de Energía (Energía Abierta, 2020), el 36,6% del consumo energético en Chile es atribuíble al sector transporte. De esta energía, el 81% se usa en el transporte terrestre, el 13% en el aéreo, el 4% en el marítimo y el 1% en el ferroviario. Además, más del 99% de esta energía proviene de combustibles fósiles.

Fuente: Balance Nacional de Energía

Por otro lado, de acuerdo a la información publicada por Energía Abierta, en el año 2019 se vendió el mayor número de metros cúbicos de kerosene de aviación en la historia de Chile, con un total de 1.651.923 metros cúbicos. Mientras que en el año 2010 se produjo el peak de ventas de gasolina de aviación, con 10.536 metros cúbicos. En el año 2021, la venta de kerosene de aviación cayó en un 78% respecto al 2019, mientras que la gasolina cayó en un 72%, caída atribuible a la pandemia del COVID-19, que afectó a la industria de aviación a nivel global.

Fuente: http://energiaabierta.cl/visualizaciones/combustibles-por-region

Emisiones de GEI en la aviación

Chile

 

De acuerdo a lo reportado por el Inventario Nacional de Emisiones (Ministerio del Medio Ambiente, 2020), durante el 2018, el sector energía fue el principal emisor de GEI, con un 77% del total nacional. La subcategoría transporte, que solo incluye las actividades de transporte nacional, es responsable de un 33% de estas emisiones. De este modo, el sector aéreo llega al 6,6% de las emisiones del sector transporte, lo que equivale a un total de 1.902 kt CO2eq.

 

Es importante destacar que las emisiones correspondientes a la aviación internacional no son sumadas al inventario nacional de emisiones de GEI. Sin embargo, éstas son cuantificadas y reportadas por separado.  En 2018, se contabilizaron 1.797 kt CO2eq.

 

De acuerdo a lo reportado por el Plan de Acción de Chile ante la OACI, en el año 2017, la aviación chilena contribuyó con aproximadamente un 0,3% de las emisiones mundiales totales de GEI del transporte aéreo.

Fuente: Fuente: https://unfccc.int/sites/default/files/resource/Chile_4th%20BUR_2020.pdf

Metas aspiracionales de la aviación global

La OACI propone las siguientes metas:

  • Mejora en la eficiencia energética de un 2% anual hacia el año 2050.
  • Crecimiento neutro de emisiones a partir de 2020.
  • Cero emisiones de GEI para 2050.

Para alcanzar estas metas y avanzar hacia una aviación sostenible, la OACI establece una canasta de medidas, que consta de:

Avances tecnológicos

Mejoras operacionales

Combustibles sostenibles de aviación (SAF, por sus siglas en inglés)

Medidas basadas en el mercado: Esquema de Compensación y Reducción de Emisiones para la Aviación Civil Internacional (CORSIA, por sus siglas en inglés)

Políticas públicas energéticas asociadas a la aviación en Chile

PLAN DE ACCIÓN DE CHILE para Reducir las Emisiones de Gases de Efecto Invernadero Provenientes de la Aviación Civil Internacional

En marzo de 2022, la Junta de Aeronáutica Civil aprueba el PLAN DE ACCIÓN DE CHILE para Reducir las Emisiones de Gases de Efecto Invernadero Provenientes de la Aviación Civil Internacional.

 

Este plan de acción responde a la solicitud de la OACI a sus países miembros, cuyo objetivo es limitar y reducir el impacto de la aviación en el clima. Vuelo Limpio forma parte de este plan, en la sección 7, Gestión de las Emisiones en el Sector Aéreo.

Transición Energética de Chile - Política Energética Nacional

Publicada en febrero de 2022 por el Ministerio de Energía, la Transición Energética de Chile – Política Energética Nacional (actualización al 2022) se enfoca en el transporte sustentable, en su objetivo general 4. En éste, se plantea promover la incorporación de vehículos, tecnologías y combustibles cero emisiones con el mejor rendimiento y los mejores estándares en los distintos modos de transporte, para tener un sistema de movilidad sustentable y eficiente energéticamente, asegurando tener la infraestructura necesaria para su implementación.

 

Chile busca posicionarse como exportador de productos con baja huella de carbono. En este contexto, la política asume compromisos relacionados al uso de la energía en toda la cadena de valor, incluyendo el transporte aéreo. Agrega que, respecto a las emisiones de GEI por la aviación internacional, Chile entrará al programa de compensación de emisiones en el marco del acuerdo CORSIA, impulsado por la OACI.

 

Dentro de sus metas asociadas al transporte, se tiene:

  • Meta 1 2050: el sector energía reduce sus emisiones de GEI en niveles que contribuyan a adelantar la meta de carbono neutralidad del país para antes de 2050. Para ello, el sector se compromete a: reducción de un 40% de las emisiones directas de GEI provenientes del uso de combustibles en el sector transporte (incluido el transporte terrestre, el marítimo y el aéreo), con respecto a 2018 (2040: 20%).
  • Meta 5 2050: se alcanza al menos un 70% de combustibles cero emisiones (tales como hidrógeno verde y sus derivados, y combustibles sintéticos) en los usos energéticos finales no eléctricos (2035: 15%).
Plan Nacional de Eficiencia Energética 2022-2026

En febrero 2022 se publica el Plan Nacional de Eficiencia Energética 2022-2026, que proporciona un marco estratégico para el desarrollo de la eficiencia energética de Chile, establecido por la Ley de Eficiencia Energética, para materializar el potencial de ahorro energético que permita alcanzar la carbono neutralidad al año 2050. 

Este plan establece medidas y metas para cuatro sectores, dos de los cuales se relacionan con la aviación civil:

  • Metas del sector productivo

Los grandes consumidores deberán implementar Sistemas de Gestión de la Energía (SGE) para reducir en un 4% la intensidad energética promedio al año 2026, respecto al año 2019. 

Reducir en un 25% la intensidad energética promedio de los grandes consumidores al 2050, respecto al año 2019.

  • Sector transporte: incorpora la sistematización para la obtención de indicadores de desempeño de eficiencia energética, basados en el nivel de consumo por cantidad de pasajeros o carga transportada, y por kilómetros recorridos.
Estrategia Nacional de Electromovilidad

Enero de 2022: el Ministerio de Energía publica en el Diario Oficial la Estrategia Nacional de Electromovilidad. De acuerdo a esta estrategia, los principales pilares que permitirán a Chile lograr las metas de reducción del 30% de las emisiones de GEI a 2030 y la carbono neutralidad a 2050 son: cierre de centrales a carbón y  energías renovables; eficiencia energética; hidrógeno verde; y electromovilidad.

 

La estrategia incorpora el transporte aéreo en su eje 1, sección Transporte más allá de la Carretera, indicando: 

 

Se impulsarán programas de la Línea de Transporte Eficiente, que busquen avanzar hacia la sostenibilidad energética del rubro de transporte. En este sentido, se potenciará el piloto Vuelo Limpio de la Agencia de Sostenibilidad Energética y apoyado por la Junta Aeronáutica Civil, para promover tecnologías y buenas prácticas de ahorro de combustible en el transporte aéreo, además del consumo de combustibles sostenibles en el rubro de la aviación.

Estrategia Climática de Largo Plazo (ECLP)

Publicada en el año 2021, la Estrategia Climática de Largo Plazo (ECLP) establece, respecto al transporte aéreo, que la meta de emisiones de Chile contempla todos los GEI, incluso las emisiones por transporte internacional aéreo, que no están incluidas en el compromiso de mitigación de la Contribución Nacional Determinada (NDC, por sus siglas en inglés). Esta estrategia contempla acciones específicas para contribuir en su reducción, de manera coherente con los esfuerzos de mitigación internacional y la participación de Chile en las instancias correspondientes para conseguir acuerdos globales en la reducción de dichas emisiones.

Dentro de los objetivos y metas del sector energía que tributan al transporte aéreo se destacan:

 

Objetivo 1: alcanzar una matriz energética baja en carbono a 2050.

  • Meta 1.2: a 2040, reducción de un 20% de las emisiones directas de GEI provenientes del uso de combustibles en el sector transporte (incluido el transporte terrestre, el marítimo y el aéreo), con respecto a 2018.
  • Meta 1.3: a 2050, reducción de un 40% de las emisiones directas de GEI provenientes del uso de combustibles en el sector transporte (incluido el transporte terrestre, el marítimo y el aéreo), con respecto a 2018.

 

Objetivo 2: establecer la eficiencia energética como un pilar de desarrollo en los sectores industrial, residencial, entre otros. Eficiencia energética como acción habilitadora fundamental para la descarbonización.

  • Meta 2.1: a 2030, 10% de reducción de intensidad energética del país, con respecto al año 2019.

 

Objetivo 3: incrementar el uso de tecnologías y energéticos bajos en emisiones, como por ejemplo el uso de hidrógeno verde en todos los sectores de la economía.

  • Meta 3.2: a 2030, se alcanza un 15% de combustibles cero emisiones (tales como hidrógeno verde y sus derivados, y combustibles sintéticos) en los usos energéticos finales no eléctricos.
  • Meta 3.6: a 2050, se alcanza al menos un 70% de combustibles cero emisiones (tales como hidrógeno verde y sus derivados, y combustibles sintéticos) en los usos energéticos finales no eléctricos.
Ley de Eficiencia Energética

En febrero de 2021 es publicada en Chile la primera Ley de Eficiencia Energética.

Establece que la eficiencia energética aportará con más de un 35% de las reducciones de GEI necesarias para alcanzar la meta de carbono neutralidad a 2050.

 

Dentro de sus implicancias para el transporte aéreo destacan:

  • La ley establece que el Ministerio de Energía elaborará un Plan Nacional de Eficiencia Energética cada cinco años, el que debe integrar la eficiencia energética en el transporte.
  • Gestión energética de grandes consumidores: se mandata a los consumidores con capacidad de gestión de energía (consumos sobre 50 Tcal por año) para que implementen un Sistema de Gestión de la Energía (SGE).

Esta ley declara, expresamente, al hidrógeno como combustible y entrega atribuciones al Ministerio de Energía para normarlo y darle tratamiento de recurso energético.

Estrategia Nacional de Hidrógeno Verde

Publicada en noviembre de 2020, la Estrategia Nacional de Hidrógeno Verde establece que los sectores del transporte marítimo y el aéreo puedan ser descarbonizados mediante combustibles derivados del hidrógeno. La etapa III de la estrategia, que comprende los años 2025 al 2030+, indica:

 

Explotaremos las sinergias y economías de escala, para avanzar como proveedor global de energéticos limpios. A medida que otros países refuercen sus iniciativas de descarbonización y se desarrollen nuevas tecnologías, el mercado de exportación escalará y se diversificará. Las nuevas aplicaciones incluirán el uso de amoniaco verde en el transporte marítimo y los combustibles sintéticos en la aviación.

Normativa Aeronáutica: Esquema de Compensación y Reducción de Emisiones para la Aviación Civil Internacional (CORSIA)

En el marco de la Organización de Aviación Civil Internacional, el 2016 se acordó una medida basada en el mercado para la compensación de emisiones de gases de efecto invernadero para la aviación civil internacional, denominada Esquema de Reducción y Compensación de Carbono para la Aviación Internacional (CORSIA). Para avanzar en esto, desde enero de 2019 se debe contar con un sistema de Monitoreo, Reporte y Verificación (MRV) que dé cuenta del volumen de las emisiones de GEI para ser reportado ante la OACI. Fuente: DAN 16.

para que implementen un Sistema de Gestión de la Energía (SGE).

Esta ley declara, expresamente, al hidrógeno como combustible y entrega atribuciones al Ministerio de Energía para normarlo y darle tratamiento de recurso energético.

Ruta de la Energía 2050

Publicada en septiembre de 2015, la Hoja de Ruta de la Energía 2050 se enmarca dentro del proceso de Planificación Participativa de la Política Energética de Largo Plazo – Energía 2050. Establece como lineamiento mejorar la eficiencia energética de los modos y tecnologías de transporte.

  • Meta 2050: los sistemas de transporte aéreo y marítimo alcanzan niveles de eficiencia energética y emisiones de GEI similares a los propuestos internacionalmente OACI y Organización Marítima Internacional (OMI), respectivamente).
  • Meta 2035: los SGE son un estándar en la industria aérea y marítima.
Política Energética de Chile: Energía 2050

Publicada en 2015, la Política Energética de Chile: Energía 2050 propone cuatro pilares, que sostienen una visión de largo plazo, estableciendo metas al año 2050. Para transporte aéreo, dentro del pilar 4, Eficiencia y Educación Energética, se establece como metas:

  • Al año 2050: Chile ha adoptado los más altos estándares internacionales sobre eficiencia energética en los distintos modos de transporte: caminero, aéreo, marítimo y ferroviario.
  • Al año 2035: el 100% de los grandes consumidores de energía industriales, mineros y del sector transporte deberán hacer un uso eficiente de la energía, con activos SGE e implementación activa de mejoras de eficiencia energética.